Gerencia@Radioecuamusic.Net

 

LIONEL MESSI LE COMUNICÓ AL BARCELONA QUE QUIERE IRSE

El argentino envió un fax para informar que hará uso de la cláusula que tiene en su contrato para rescindir
 

Lionel Messi le comunicó vía Buró Fax al Barcelona que quiere marcharse del club. Así lo informaron los canales de noticias TyC Sports y Fox Sports este martes. Según señalaron, el delantero pidió hacer uso de la opción que figura en su contrato para rescindirlo automáticamente a final de cada temporada.

Como la prensa europea había revelado hace meses, existe una cláusula secreta que tenía el argentino con el club en el que La Pulga tenía la posibilidad de emigrar al término de cada temporada sin ningún tipo de costo económico. Ésta vencía el 10 de junio, pero en esta ocasión, al tratarse de una temporada inusual en la que el calendario se modificó por la pandemia del coronavirus y la competencia terminó en agosto y no en mayo, desde el lado del futbolista entienden que se estiró automáticamente hasta el 31 del corriente mes.

Es por eso que Messi habría optado por activarla y de esta manera quedaría como futbolista libre el 1 de septiembre.

Sin embargo, este detalle contractual será clave en las próximas horas, porque si el Barcelona entiende que ya no puede utilizarla porque la misma ha expirado en junio, quien quiera quedarse con el futbolista deberá pagar 700 millones de euros.

El ídolo azulgrana comunicó su decisión hoy mismo vía Buró Fax, un servicio que permite enviar de manera urgente documentos que puedan requerir una prueba ante terceros, pero la decisión la tomó días atrás. La charla que mantuvo con el nuevo entrenador, Ronald Koeman, y la inminente salida de Luis Suárez fueron los dos episodios que terminaron de desgastar al 10, quien ahora buscará un nuevo destino.

El último partido de Messi en el Barcelona fue la derrota 8-2 ante el Bayern Múnich en la Champions League (Reuters)El último partido de Messi en el Barcelona fue la derrota 8-2 ante el Bayern Múnich en la Champions League (Reuters)

La derrota por 8-2 contra el Bayern Múnich que marcó un doloroso adiós en cuartos de final de la Champions League marcó un punto de inflexión para el futbolista argentino. La última advertencia pública había sido aquel encendido mensaje ante los medios luego de perder la Liga contra el Real Madrid. No volvió a aún, aunque se espera que en las próximas horas emita un comunicado en sus redes sociales.

El pasado 20 de agosto, Leo había interrumpido sus vacaciones para reunirse personalmente con Ronald Koeman, el entrenador holandés que arribó al Blaugrana para cubrir la vacante que dejó Quique Setién. Las noticias no parecían ser las mejores.

Su desgaste con la dirigencia de Josep Maria Bartomeu y la carencia de ambición en el próximo proyecto deportivo terminarán siendo los detonadores de esta historia que inició hace 20 años, cuando unos veedores del club catalán viajaron hasta Rosario para ver si un niño que jugaba en la cantera de Newell’s Old Boys era tan bueno como decían. Desde aquel día, se gestó un vínculo de amor entre el Barcelona Messi que, al parecer, hoy ha llegado a su fin.